Dicción (Problemas de)

La dicción es la función más compleja del cerebro humano. Para poder decir “ahhh”, tienen que trabajar 76 músculos al unísono. Con todas las interrelaciones en comunicación es fácil ver cómo pueden romperse.

Problemas de dicciónCuándo consultar a su médico

  • Sus problemas para hablar empiezan después de un accidente o una herida en la cabeza.
  • Consulte a su médico de inmediato si su dicción empieza a volverse poco clara, gruesa, con palabras mezcladas y mal pronunciadas.
  • Consulte de inmediato a su médico si de pronto empieza a repetir palabras o frases, una y otra vez, o si sus palabras siguen saliendo mal, aun cuando usted sabe lo que está tratando de decir.
  • Vea a su médico inmediatamente si no puede hablar durante varios minutos, aun cuando recupere después esa habilidad.

Todos sabemos lo que es estar buscando una palabra de vez en cuando. Usted sabe lo que quiere decir, casi puede ver la palabra, pero se queda detenida en la punta de su lengua.

La dicción es la función más compleja del cerebro humano. Para poder decir “ahhh”, tienen que trabajar 76 músculos al unísono. Con todas las interrelaciones en comunicación es fácil ver cómo pueden romperse.

¿Qué puede romper la facilidad de la dicción? Cualquier cosa que lesione al cerebro o los nervios que controlan la dicción pueden crear una dificultad para encontrar palabras o, simplemente, para “poder sacar“ lo que quiere decir.

Por ejemplo, la dicción con trabas puede ser una señal de infarto, o de un ataque isquémico transitorio. Este tipo de ataque, conocido también como miniinfarto, es una advertencia de que puede presentarse un infarto masivo en el futuro cercano. Durante un ataque transitorio isquémico los vasos sanguíneos sufren un espasmo y se cierran lo suficiente para cortar temporalmente la irrigación sanguínea hacia el centro de comando de la dicción en el cerebro.

Una migraña es una forma suave de ataque isquémico. Durante una migraña, puede experimentar un momento breve de afasia, que es la dificultad para expresar pensamientos y comprender palabras habladas y escritas.

Cualquier lesión, tumor o desorden neurológico debilitante progresivo o una enfermedad pueden dañar las partes del cerebro que controlan la dicción y alterar el fluir suave de las palabras. En algunas condiciones, como la enfermedad de Parkinson, la dicción puede volverse ininteligible, ya sea muy lenta o excesivamente rápida y repetitiva.

Los problemas de dicción varían enormemente, ya la clase especial de dificultad que tenga para hablar ayuda a los expertos a determinar dónde radica el problema en el cerebro. Normalmente, dicen los doctores, si su problema de dicción empieza de pronto, es más probable que sea el resultado de un infarto. Si el proceso ha sido gradual, probablemente la causa es un problema o una enfermedad neurológica.

También hay causas más simples que producen  los problemas de dicción. La clase de lapso momentáneo que todos experimentamos de vez en cuando (“maldición, ¿cuál era la palabra?”) es perfectamente normal. Puede ser un olvido común.

Alivio del síntoma

Cuando los problemas de dicción aparecen repentinamente, no espere. Busque ayuda inmediatamente. Si tiene un infarto, la rapidez en el tratamiento será definitiva para su recuperación. Éstas son unas cuantas cosas ante las que debe estar alerta.

Trate las condiciones neurológicas

Los síntomas de la dicción de algunos padecimientos del cerebro o del sistema nervioso pueden responder a la medicación. Por ejemplo, la enfermedad de Parkinson a menudo se trata con fármacos o químicos cerebrales que según los hallazgos disminuye en quienes tienen el padecimiento.

Cuide la migraña

Si experimenta rutinariamente jaquecas tipo migraña, el médico puede prescribir ergotamina, para que la tome en cuanto sienta que está iniciando el dolor. Las migrañas graves pueden prevenirse con beta bloqueadores o antagonistas del calcio.

Pregunte sobre terapia de la dicción

Si tuvo un infarto o se dio un golpe en la cabeza que afectó su habilidad para comunicarse, la terapia de dicción puede ayudarle a facilitar el regreso de su lenguaje o su capacidad para hablar con más claridad. Mientras más pronto inicie el tratamiento, más probabilidades tendrá de sobreponerse a la depresión y reanudar más rápido su habilidad para comunicarse.

Recomendar y compartir



Temas relacionados


Ansiedad

Algún nivel de ansiedad probablemente es saludable, lo motiva a levantarse a hacer algo. Pero cuando el revoloteo se siente más como una tormenta y usted está atrapado en un ciclo de temores que no ceden con facilidad, su ansiedad se ha vuelto un problema.

Audición de voces

La audición de voces puede ser un síntoma serio de psicosis o deterioro neurológico. No debe ser tomado a la ligera.

Caminar (Dificultad para)

La caminata se realiza mediante la cooperación armónica entre los músculos, los huesos, los ojos y el oído interno. Coordinando este esfuerzo están el cerebro y el sistema nervioso central. Un problema en cualquier parte de esta red puede producir que se arrastren los pies, espasmos o dificultad para doblar las articulaciones.

Delirio

El delirio llega como una niebla densa que se eleva en el aire frío de la noche. Envuelve su mente en un mar de confusión, donde todos nos parecen extraños. Usted no sabe dónde está o qué día es.

Depresión

Si tiene baja autoestima o el estrés lo sobrepasa fácilmente, quizá también puede ser propenso a la depresión. La depresión también puede tener una causa física. Los investigadores han encontrado que muchas personas con depresión mayor también padecen algún desequilibrio de algunas sustancias químicas en el cerebro.