Delirio

El delirio llega como una niebla densa que se eleva en el aire frío de la noche. Envuelve su mente en un mar de confusión, donde todos nos parecen extraños. Usted no sabe dónde está o qué día es.

DelirioCuándo consultar a su médico

  • Cualquier persona que experimente delirios necesita atención médica inmediata.

El delirio llega como una niebla densa que se eleva en el aire frío de la noche.

Envuelve su mente en un mar de confusión, donde todos nos parecen extraños. Usted no sabe dónde está o qué día es.

¿Asustado?, seguramente. ¿Perplejo?, sin lugar a dudas. Pero hay una excelente oportunidad de restablecer con rapidez una línea con la realidad: el cuidado médico oportuno.

El delirio se desarrolla en minutos y puede durar varios días, interrumpiendo el trabajo del cerebro en formas que todavía no han podido aclarar los investigadores médicos. Aun durante el peor ataque de delirio, una persona puede tener momentos de pensamiento racional antes de volver a caer en la tierra de nunca jamás.

Hay muchas cosas que pueden causar el delirio, incluyendo la fiebre alta, el abuso de alcohol, las drogas ilegales como marihuana y cocaína, o hasta un golpe en la cabeza. A veces el deliro es un efecto colateral de alguna medicina, como la cimetidina, que se usa en las úlceras, o los corticosteroides para las inflamaciones. El delirio también puede  ser un síntoma de un padecimiento serio, como apendicitis, epilepsia, diabetes, enfermedad cardíaca o infarto.

Alivio del síntoma

El delirio puede ser una señal de una enfermedad que pone en riesgo la vida y debe buscar ayuda médica de inmediato.

En tanto llega la ayuda, he aquí algunas cosas que puede hacer para poner más cómoda a la persona con delirios y ayudar a los médicos a diagnosticar correctamente.

No deje que nada pase de los labios

No deje que una persona con delirio coma ni beba. Los médicos podrían necesitar bombear el estómago de la persona para remover drogas o medicamentos que estuvieran causando el delirio. Además, si el delirio es producido por apendicitis u otra enfermedad que requiere cirugía, la comida o la bebida pueden complicar el procedimiento.

Agarre al culpable

Revise muy bien  el área cercana a la persona que tiene delirio, y busque medicamentos, drogas ilegales, o artículos que se usan para el consumo de drogas, como pipas o agujas. Si encuentra algo, asegúrese que un médico, enfermera o paramédico lo sepan.

Manténgase en guardia

Nunca deje a una persona delirante sola. Nunca suponga que una persona con delirio es capaz de cuidarse. Si la persona dice déjenme solo; solo necesito salir y tomar el fresco, no lo permita. Puede regresar al delirio y vagar por las calles.

Hable con suavidad

A medida que una persona delira, se atemoriza. Hable con la persona con voz calmada. Deje que sepa dónde está, asegúrele que no la dejará sola y dígale que viene ayuda en camino.

Hablen uno por uno

El paciente delirante puede sentirse más atemorizado y confuso si varias personas le están hablando. Se sugiere que una sola persona sea quien hable.

Recomendar y compartir



Temas relacionados


Ansiedad

Algún nivel de ansiedad probablemente es saludable, lo motiva a levantarse a hacer algo. Pero cuando el revoloteo se siente más como una tormenta y usted está atrapado en un ciclo de temores que no ceden con facilidad, su ansiedad se ha vuelto un problema.

Audición de voces

La audición de voces puede ser un síntoma serio de psicosis o deterioro neurológico. No debe ser tomado a la ligera.

Depresión

Si tiene baja autoestima o el estrés lo sobrepasa fácilmente, quizá también puede ser propenso a la depresión. La depresión también puede tener una causa física. Los investigadores han encontrado que muchas personas con depresión mayor también padecen algún desequilibrio de algunas sustancias químicas en el cerebro.

Dicción (Problemas de)

La dicción es la función más compleja del cerebro humano. Para poder decir “ahhh”, tienen que trabajar 76 músculos al unísono. Con todas las interrelaciones en comunicación es fácil ver cómo pueden romperse.

Encías (Problemas en las)

El problema más común en las encías es el sangrado, la señal de una inflamación en las encías o lo que los dentistas llaman gingivitis. Pero ésta sólo es la puerta para otra “itis” más seria: periodontitis. Una vez que el problema de su encía ha llegado tan lejos, puede perder sus dientes.